Email

Contraseña:

Si olvidaste tu password escribinos a info@conceptoestetico.com.ar

COMPRÁ
CONCEPTO ESTÉTICO
Sudar: ¿Bueno o malo?.
El tabaquismo y el sueño.
Un gimnasio generador de electricidad.
La leche materna, antídoto contra las enfermedades respiratorias.

Revista N° 45


RIGIN®
Rejuvenece, hidrata y afirma la piel

En un mercado muy competitivo, el péptido Rigin® se presenta como una alternativa prometedora. Añadido a un gel o una crema y aplicado dos veces al día, logra efectos parecidos –e incluso superiores– a los de la DHEA, la “hormona de la juventud”. Según estudios clínicos, tras dos semanas, Rigin® produce una piel más hidratada y suave, y luego de cuatro semanas, más firme y elástica. En esta nota, explicamos cómo funciona y cuáles son sus beneficios.

Rigin® es un ingrediente muy potente, un lipopéptido sintético que actúa, en cuanto a la interleuquina 6, del mismo modo que la hormona inmunomoduladora dehidroepiandrosterona (DHEA), aunque sin los riesgos de la estructura esteroide. La DHEA, popularmente conocida como la “hormona de la juventud”, alcanza su
máxima concentración natural a los 25 años, y luego decrece paulatinamente con la edad.

Entre sus funciones, regula la acción de la interleuquina 6 (IL6), una citoquina que promueve los procesos de envejecimiento. Por lo tanto, en pieles envejecidas, la concentración de DHEA se ve disminuida y la de IL6, aumentada.

Como la DHEA, entonces, Rigin® sirve para controlar la secreción de la IL6 y reestablecer el equilibrio de las mismas en pieles maduras.

Se puede aplicar tanto en el rostro como en el cuello y escote. Suaviza la piel, la hidrata, la protege y le da firmeza y elasticidad. Sirve, también, para disminuir arrugas.

Estudios clínicos y pruebas in vitro

En uno de los estudios que comprueban la efectividad de Rigin®, en el que participaron 17 panelistas, una crema con Rigin® al 3 por ciento fue comparada con un placebo. La aplicación del producto se repitió dos veces al día, durante 28 días, en el cuello y en la mejilla. Luego del período estipulado, se midieron los resultados
a través de una cutometría, y las mejoras fueron contundentes.

La piel del cuello, tratada con Rigin®, se notó un 27 por ciento más elástica y un 40 por ciento más firme, frente a los porcentajes alcanzados por el placebo: 8 por ciento y 22 por ciento, respectivamente. En cuanto a la piel del rostro, los números fueron parecidos: 19,7 por ciento más firme y 17,6 por ciento más elástica, con Rigin®, y 5 por ciento y 5,8 por ciento, con el placebo.

En otro estudio clínico, que reunió a 15 panelistas, el producto fue aplicado dos veces al día durante 14 días, en el antebrazo. El análisis de imagen descubrió que, con una crema con Rigin®, la rugosidad de la piel disminuyó un 14,2 por ciento y su regularidad aumentó un 23,3 por ciento. En otro caso, esta vez con 16 panelistas, una corneometría demostró que el péptido logró aumentar la hidratación de la piel
un 24 por ciento.

Si bien Rigin® actúa de manera similar a la DHEA, resulta interesante que el péptido
muestre incluso mejores resultados que la famosa “hormona de la juventud”. En una prueba in vitro, sobre un cultivo de queratinocitos, los efectos de una fórmula con Rigin® al 3 por ciento fueron comparados con los de 4 ppm de DHEA (que equivale al nivel fisiológico de la hormona en la piel). Rigin® disminuyó el nivel
basal de IL6 un 20 por ciento, mientras que la DHEA sólo llegó a reducirlo un 11 por ciento.

Los niveles de IL6 inducidos por rayos ultravioletas, mientras tanto, fueron disminuidos un 37 por ciento por Rigin® y un 34 por ciento por la DHEA.

ESTUDIO CLÍNICO


Un ingrediente Rejuvenecedor

Rigin® opera a un nivel profundo, reduciendo el nivel IL6 en los queratinocitos e incluso revirtiendo muchas de las consecuencias que implica la merma en la concentración de la DHEA en la piel, lo que ocurre naturalmente con los años. En tan solo 2 semanas, Rigin® hidrata y suaviza la piel, y en un mes, aumenta su firmeza y elasticidad.

También, promueve la síntesis, por los fibroblastos, de colágeno 1, fibronectina y
ácido hialurónico.

Todos estos efectos y beneficios hacen de Rigin® un poderoso instrumento antiage. No solo retarda el envejecimiento, sino que hasta le devuelve a la piel algo de su juventud perdida: tras dos semanas de uso, es posible notar una reducción de hasta el 56 por ciento de las arrugas profundas. Tanto para prevenir como para
restaurar, entonces, Rigin® puede sumarse como alternativa cosmética.

La Redacción

Si desea contactar al profesional, para realizar consultas y
profundizar sobre lo expuesto en la nota, envíenos su correo a:
coordinacion@conceptoestetico.com.ar

Medios de pago
Buscanos en: